Teína: eso que te activa

Imagen de Free-Photos en Pixabay

Sabemos que el té verde es un gran estimulador para nuestro cuerpo, y nos aporta muchísima energía. Nos aporta tanta, que no es recomendable tomarlo por la noche, ya que puede perturbarnos el sueño. Eso se produce gracias a la teína, una sustancia que encontramos en su composición. La teína es eso que nos activa. Esta variedad de té contiene un nivel de teína medio (de entre 25 y 29 mg/100 g). Con esto, sabemos que no es tan alto como el té negro ni tan bajo como el rojo o blanco. Si te interesa saber más sobre esta sustancia y sus efectos, en este blog te ofrecemos todo lo que necesitas saber sobre la teína. Además, conocerás los beneficios que produce en nuestro cuerpo. Por último, te proponemos algunas recomendaciones sobre productos que podrás adquirir según tus necesidades.

Toda la información que encontraras está científicamente avalada por la EFSA (European Food Safety Authority). Con ello, buscamos asesorar a los usuarios desde una fuente científica de alta calidad. Una fuente basada en conocimientos técnicos, personal especializado, calidad de la información y metodologías con base científica.

A


C

Saquito hojas de té. Compuesto de teína.

1. ¿Teína o cafeína?

Muchos pueden confundir la teína con la cafeína, y la verdad es que sus propiedades son idénticas. La diferencia radica en su origen, intensidad y duración.

Se encuentran en plantas distintas. Por un lado, encontramos la Camellia sinensis, de la cual se extrae la teína para el té. Po otro, tenemos la Coffea, que es un arbusto, con el que se llega al café. En el caso de la teína, la intensidad de sus efectos es menor sobre el organismo, pero a la vez, son más duraderos. Por ese motivo, la cafeína nos despierta de una forma más rápida, pero en poco tiempo volvemos a sentirnos como antes. En cambio, con la teína podemos llegar a estar largas horas despiertos.

Por lo tanto, si no te gusta el café pero necesitas algo que te active en el día a día, la teína es un gran aliado. Recuerda, si quieres activarte, ¡Toma teína!

Imagen de Pexels en Pixabay.

c


c

2. ¿Cómo ayuda la teína a nuestro organismo?

Los efectos de la teína se empiezan a notar entre los 15 y 45 minutos desde que tomamos la primera taza. Posteriormente, permanece durante 4 horas en nuestro cuerpo, así que durante este tiempo, podemos disfrutar de sus beneficios. No obstante, hay que tener en cuenta el metabolismo de cada persona. Quizás algunas personas necesitaran 2 tazas de té verde para poder percibir sus efectos. Aquí te dejamos los principales beneficios que aporta la teína:

  1. Estimula la actividad física y neuronal: en otras palabras, nos ayuda a estar despiertos. Así es, una sola taza de té verde te aporta la teína suficiente para tener energía. Ya sea a primera hora de la mañana porque tienes que ir a trabajar, ya sea antes de ir a clase… Sea lo que sea, la teína es eso que te activa y mantendrá tu mente despierta durante varias horas.
  2. Reduce el daño degenerativo: la teína mantiene nuestras células jóvenes, por decirlo de una forma coloquial. Lo que hace es ralentizar el proceso degenerativo de nuestro cuerpo, con lo cual, se reduce el empeoramiento de nuestros órganos y tejidos. Ese proceso es algo natural en nuestro cuerpo, por el transcurso del tiempo y a medida que nos hacemos mayores.
  3. Aumenta nuestro metabolismo: esto se traduce a una pérdida de peso, aunque no directamente. Lo que la teína hace es aumentar el metabolismo de nuestro cuerpo para que nuestra digestión vaya mucho más rápida. Y que, por tanto, quememos más calorías. Es por ese motivo que se dice que el té verde adelgaza.
  4. Mejora la concentración: la teína al estimular de tal manera nuestro sistema nervioso, hace que nos concentremos con más facilidad. Del mismo modo, incrementa nuestro estado de alerta.

¿Cuánta teína es demasiada teína?

Se considera que unos 400 mg de teína al día son beneficiosos para nuestra salud. Esa es la cantidad para un adulto normal. En mujeres embarazadas, la ingesta debe reducirse a 200 mg, debido a que puede tener riesgos para el bebé.

Si se supera esa cantidad, es posible que la persona experimente efectos negativos debido al hecho de que la teína activa nuestro cuerpo. Como un estado de hiperactividad, que no duerma por las noches o que su estado de ánimo se altere. Por tanto, si tomas tés con una alta dosis de teína, no es recomendable más de 2 tazas al día. Con el té verde, que tiene teína moderada, puedes tomar hasta 3 tazas.

n


v

3. ¿Teína o teanina?

Mucha gente confunde la teína con la teanina, pero son sustancias totalmente distintas. Es cierto que la teanina se obtiene de la misma planta que la teína: camelia sinesis. Sin embargo, tiene el efecto contrario de la teína en nuestro cuerpo, debido a sus propiedades relajantes. Lo que sí que tienen en común estos dos compuestos, es el hecho que incrementan nuestra concentración. Este compuesto se puede encontrar también en algunos hongos.

De la misma manera que la teína, la teanina aporta muchísimos beneficios para el organismo. Gracias a que llega directamente al sistema nervioso provocando efectos diversos. Tales como una reducción del estrés, sensación de tranquilidad, relajación y mejora en nuestra capacidad de concentración.

Muchas personas con estrés o problemas para dormir, acuden a la teanina como suplemento. Con ella consiguen una dosis más efectiva de una forma cómoda y sencilla.

A diferencia de la teína, la teanina aparece pasada 1 hora desde su ingesta, y sus efectos permanecen durante 15 horas.

¿Cuál debo consumir?

Dependiendo de tus necesidades diarias, acudirás a una o a la otra. La teanina se aconseja a aquellas personas que necesitan rendir al máximo todos los días, no físicamente, sino mentalmente, alcanzando la concentración que requieren algunas actividades. Deberán tomar por tanto tés con una alta dosis de esta sustancia, como tés rojos o blancos. En cambio, si eres una persona que te pasas el día de aquí para allá y necesitas energía para moverte y realizar actividades que requieran de estar muy alerta y concentrada, tu aliado será la teína. La teína será eso que te activa. Deberás tomar, por tanto, un té verde o negro, que son los que más concentración de teína contienen.

Imagen de athree23 en Pixabay 

v


v

4. La teína que mejor se adapta a ti: consigue tu té verde

Si decides decantarte por tomar esta maravillosa medicina natural para tu cuerpo, aquí te dejamos 3 tipos de té verde. Cada uno de ellos con un grado de teína distinto en su composición, para que sepas cual escoger dependiendo de lo que necesites:

h

Té verde Gyokuro:

Esta especialidad de té verde es la que más teína contiene, debido a que ha estado cultivado a la sombra. Ese factor hace que en su proceso de maduración produzca más cafeína. Concretamente aporta incluso más teína que un té negro.

Hojas de té verde Gyokuro. Alto contenido teína.
Imagen de 思奇 刘 en Pixabay

Es uno de los tés más apreciado en Japón y dispone de un proceso de elaboración muy minucioso y delicado. Por ese motivo su precio es ligeramente elevado a los demás.

El hecho de ser cultivado a la sombra, le aporta un sabor dulce muy característico. Tiene además un sabor muy suave. En cuanto a sus beneficios, es un potente antioxidante, es un buen diurético y es estimulante.

En cuanto a sus beneficios, es un potente antioxidante, es un buen diurético y es estimulante.

¿Por qué escoger Té Gyokuro?

Pros

  • Alta concentración en teína
  • Sabor suave y ligeramente dulce
  • Minuciosidad y delicadeza en su cultivo
  • Potente antioxidante
  • Buen diurético
  • Estimulante

Cons

  • Precio elevado

Té verde Mao Feng:

Este tipo de té verde, tiene una composición de teína moderada, lo que lo convierte ideal para aquellos que queráis disfrutar de los beneficios de la teína, pero todavía os estáis introduciendo en este mundo. Tal y como hemos dicho, la teína nos activa, pero dependiendo nuestro estilo de vida, quizás no necesitamos activarnos tanto. En ese caso, un té verde de teína moderada es la mejor opción.

Taza de té verde Mao Feng. Teína moderada.
Imagen de congerdesign en Pixabay.

Es también uno de los tés con mejor calidad, ya que sus hojas son largas y muy bien trabajadas. Su sabor es muy intenso, vegetal y dulce. Esta variedad de té verde, se diferencia también por su color en la taza, que, en lugar de ser verde, adopta un color limón brillante. Si buscas relación calidad-precio, es tu té verde ideal.

En cuanto a propiedades, es muy antioxidante y, por tanto, es aconsejable también para el día a día.

¿Por qué escoger Té Mao Feng?

Pros

  • Sabor afrutado, a almendra dulce
  • Propiedades antioxidantes
  • Nivel de teína moderado
  • Relación calidad/precio ideal

Cons

  • Dificultad para encontrarlo en tiendas
  • Proceso de elaboración complicado, varia mucho su sabor. dependiendo del modo de preparación

Té verde Kukicha:

Su nivel de teína es más bajo que el resto de té verde, debido a que en su composición encontramos peciolos y tallitos, plantas que apenas contienen teína. No obstante, es muy rico en vitaminas y minerales, por tanto, está muy indicado para niños, ancianos y enfermos.

Proceso de recolecta hojas de té verde kukicha. Bajo contenido teína.
Imagen de highnesser en Pixabay.

Su bajo contenido en teína, hace que se pueda incrementar su ingesta sin tener efectos negativos sobre el organismo. Incluso puede ser un sustitutivo del agua mineral que bebemos en nuestro día a día. A sí mismo, puede tomarse también en frío, ya que no perjudica su sabor.

Aporta a la vez beneficios para nuestra piel: reduce los daños causados por el sol, reduce los signos del envejecimiento, hidrata, es un aliado contra el acné y tiene un efecto refrescante.

En cuanto a su sabor, tiene un sabor intenso y agradable, no es tan dulce como los demás. Si quieres conocer al completo el té kukicha, visita nuestra entrada «Té Kukicha, la perla de Japón», para no perderte ninguna de las propiedades que este té ofrece.

¿Por qué escoger Té Kukicha?

Pros

  • Propiedades antioxidantes y depurativas
  • Neutraliza la acidez
  • Alto contenido en minerales
  • Sabor suave y ligeramente cremoso
  • Fácil de preparar
  • Ayuda a la retención de líquidos
  • Precio bajo

Cons

  • Nivel bajo de teína

v


b

5. Cómo disfrutar de la teína

Para disfrutarla al máximo, es importante el proceso de preparación del té, ya que, dependiendo de él, obtendremos una mayor liberación de teína en el té.

Modo de preparación:

Es importante, en primer lugar, el agua. Para una correcta infusión, es importante filtrarla antes si tiene mucha cal. Una vez esto, ya podemos usarla para nuestro té verde. A la hora de ponerla a hervir hay que tener en cuenta la temperatura. Si nos quedamos cortos de temperatura, puede ser que el agua no extraiga todo el licor de las hojas y que por tanto no libere la teína que tiene que liberar. Consecuentemente, el té nos queda muy suave y con un sabor poco intenso. Por otro lado, si utilizamos una temperatura demasiado alta, las hojas se nos pueden quemar y quedar un té demasiado amargo.

Estos son los grados que recomendamos dependiendo del grado de teína que tenga nuestro té:

Bajo contenido en teína75ºC – 80ºC
Medio contenido en teína70ºC – 80ºC
Alto contenido en teína60ºC – 65ºC

Por otro lado, es importante también el tiempo de infusión. Lo ideal es entre 1 y 2 minutos.

Por último, no olvidarnos de las cantidades. Ese factor influye también en la correcta liberación de teína de las hojas del té. Lo correcto son 2,8gr por taza, y si es para tetera, el doble.

Para que podáis entender mejor como preparar vuestro té verde sin perder ni una de sus propiedades, aquí os dejamos un video de preparación.

Vídeo de De Todo En Salud en Youtube.

Si te has quedado con ganas de saber más, aquí podrás descubrir algunas de las recetas que puedes preparar con té verde, y de ese modo seguir disfrutando de los beneficios de la teína.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

1 comentario de “Teína: eso que te activa”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *